Benjamín, el chico de 8 años que recibió un impacto de bala en la cabeza cuando precalentaba para jugar un partido de fútbol el pasado sábado, continúa en la Unidad e Cuidados Críticos del hospital Vilela. Desde el efector indicaron este lunes a la tarde que las próximas 48 horas serán clave para determinar si se realiza una nueva intervención quirúrgica para extraerle la bala que está alojada en la parte posterior de la cabeza.

El nuevo parte de salud brindado por las autoridades indica que sigue con pronóstico reservado y que no tuvo variaciones con respecto a este domingo tras las dos intervenciones quirúrgicas en el cráneo.

La vicedirectora del hospital Vilela, Carolina Binner, dijo a la periodista de Radio 2 Agustina Pugliese que Benjamín “se encuentra en la Unidad de Cuidados Críticos con asistencia mecánica respiratoria y estable hemodinámicamente”.

“Su estado es grave pero lo positivo es que en las últimas horas ha permanecido estable, hemodinámicamente estable”, expresó la profesional en el programa Pegando la vuelta.

Añadió que el chico tiene alojada la bala en la parte posterior de la cabeza pero por el momento no la van a extraer.

“Él permanece en coma farmacólogico y se están esperando 48 horas para que el edema vaya disminuyendo y así disminuir la cantidad de fármacos para despertarlo”, agregó la médica y sostuvo que en ese momento “el equipo de neurocirugía del hospital Vilela evaluará si es necesario una nueva intervención”.

Benjamín recibió un impacto de bala en la cabeza el pasado sábado a las 14.15, cuando precalentaba para jugar un partido de la Liga Rosarina en bulevar Seguí y Garzón.

Quienes estaban con él pensaron que se había desmayado y que se había cortado la cabeza al caerse sobre un vidrio.

"Me dijeron que se cayó y se desmayó, pensaron que se había caído porque le había bajado la presión, porque podía estar mal comido y que se había cortado con un vidrio. Como no venía la ambulancia un papá lo trajo al Vilela donde se encontró con médicos terribles. Mi hijo me fue a buscar y vinimos, cuando llego ya estaba lista la tomografía y sale que era una bala en la cabeza", contó Javier, el padre del pequeño, a Radio 2.

Más información

La salud de Benjamín: "Los datos de estabilidad son positivos"

Luz para Benjamín: el ruego de los papás del niño herido por una bala perdida